Como limpiar un plato de ducha resina

Nuestro cuarto de baño consta de diversos elementos que precisan de un cuidado distinto, ya que los materiales de composición de un lavabo de porcelana son distintos a los de una mampara de ducha de cristal templado, por ejemplo, y deben ser tratados de una forma específica cada uno. Los platos de ducha resina no son una excepción; pueden estar construidos a base de resinas y cargas minerales, de superficies con Gel Coat y texturas efecto pizarras. Por este motivo, si queremos mantener nuestro plato de ducha limpio y nuevo como el primer día, debemos saber cuál es la forma correcta de tratarlo para que no pierda sus propiedades y su estética no se eche a perder. En TUTUBATH te traemos una serie de recomendaciones para la limpieza de nuestros platos de ducha de resina con carga mineral.

Limpieza de platos de ducha de resina con carga mineral

Lo primero que debes saber es que nuestros platos de ducha de resina con carga mineral están recubiertos con una capa de lo que se denomina Gel Coat, caracterizado por aportar una gran resistencia a los cambios bruscos de temperatura, las disoluciones salinas, los ambientes marinos, los ácidos y el efecto de la luz sobre los colores del plato de ducha. Al ser un material no poroso, repele las manchas y los líquidos derramados. Además de ser muy fácil de reparar, con un kit de reparación en el caso de que tu plato sufra algún desperfecto, este gel aporta una gran dureza ante los golpes y los roces.

Lo que se debe hacer: Utiliza una esponja suave o una bayeta húmeda con un poco de jabón neutro. Gracias al Gel Coat, verás lo sencillo que es deshacerte de todo tipo de manchas sin necesidad de utilizar productos más agresivos. Por otro lado, si lo que queremos es evitar que se acumule la cal y nuestro plato no cuenta con ningún tratamiento específico, podemos hacer una composición a base de vinagre blanco y agua a partes iguales, introducirla en un pulverizador y aplicarla sobre el plato de ducha. Después de dejarla actuar por cinco minutos, debemos retirarla con jabón neutro y abundante agua.

Lo que NO se debe hacer: Todo tipo de productos abrasivos están prohibidos, ya que perjudican y desgastan la capa de Gel Coat. No deben utilizarse productos como la lejía, el salfumán o los amoníacos.

GEL COAT antibacteriano.

Ademas utilizamos GEL COAT NPG que han sido sometido a ensayos según test JIS Z 2801:2000 Y SN 195 920, nuestros gel coats antibacterianos frente a los microorganismos: Staphylococcus aureus ATCC 6538, Escherichia coli ATCC 11229, Klebsiella penumoniae ATCC 4352 con resultado optimo.

Acabamos de darte las claves para mantener como nuevos nuestros platos de ducha para que disfrutes de productos funcionales a la par que higiénicos y con un diseño increíble. Pásate por nuestra página web y elige tu plato de ducha en cualquier composición, cómpralo y te lo haremos llegar a tu hogar en cualquier punto de España.

Si te gustó este artículo
Puntuanos

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.0

ACEPTAR
Aviso de cookies